Utensilios para disfrutar del vino como el mejor de los enólogos

Para disfrutar de un buen vino basta con la botella, una copa, nuestras ganas y nuestro conocimiento a la hora percibir todo lo que lleva dentro. Pero la experiencia puede ser aún más gratificante si contamos con algunos utensilios de la vinicultura. Tal vez sin ellos no estemos dando al vino el protagonismo que se merece. Este listado resume algunos de los principales artefactos y nos puede venir muy bien para nuestro disfrute o para regalar a algún fanático del vino.

Decantador
Recipiente de cristal donde se introduce el vino antes del servicio. Sirve para separar el líquido de cualquier sedimento formado en la botella que pueda imprimir olores o sabores extraños y para oxigenar el líquido.

Sacacorchos
Existen muchos tipos. Los de tracción directa, que pueden ser de sinfín básico, con una barrena unida a un mango –de palancas, de mariposa, de molinillo y el fuelle–; de láminas, con dos hojas metálicas que se introducen entre el corcho y el cuello de la botella; y las pinzas de champagne, unas tenazas para extraer el corcho de los espumosos.

Tastevin o catavinos
Un recipiente cóncavo del tamaño de la palma de la mano que suele ser de plata, alpaca u otros materiales brillantes y que se usa para comprobar el color y brillo de los vinos, de ahí su rugosidad. Aunque es el emblema de los catadores no permite percibir los aromas del vino.

Aros recogegotas o láminas antigoteo
Los aros recogegotas que rodean el cuello de la botella o las láminas antigoteo que se introducen en su interior son una buena solución para evitar que caigan algunas gotas sobre el mantel.

Bomba de aire
El vino, una vez abierto, va perdiendo sus cualidades organolépticas y gustativas. Este utensilio ralentiza este proceso al extraer el aire de la botella y permitir cerrarla con unos tapones especiales.

Lito
Trapo que utilizan los camareros en el servicio del vino. Puede servir para secar la botella del blanco de agua si está en una cubitera o bien para limpiar las gotas que pudieran caer al mantel.

Mágnum
Botella de gran tamaño con capacidad para un litro y medio, es decir, dos botellas. Es el recipiente ideal para el correcto envejecimiento del vino.

Cubitera
Cubo empleado para enfriar las botellas. Es necesario introducir hielo y agua para que el frío llegue de manera uniforme al vino. Existen también las fundas enfriadoras, que previamente habrán estado en el congelador.

Damajuana
Garrafa empleada para transportar el vino que se introduce en una cesta de madera o mimbre.

Ágrafe
Grapa que cierra y sujeta el tapón del espumoso durante la segunda fermentación. Muchas botellas lo han sustituido por una chapa de latón.

Venencia
Vara de alrededor de 80 cm de largo que acaba en un pequeño recipiente con el que se extrae el vino de las barricas. Suele asociarse a las bodegas de vinos dulces andaluces.

This entry was posted in Ocio y entretenimiento. Bookmark the permalink.

Comments are closed.